La sorprendente historia del primer sitio web
access_time
hourglass_empty
person_outline

La sorprendente historia del primer sitio web

Estás leyendo esto en Internet, que actualmente alberga aproximadamente 1.9 billones de sitios web. Sin embargo, por extraño que parezca, no ha pasado tanto tiempo desde que todo Internet tenía un solo sitio web. Este fue el primer sitio web creado en el mundo, lanzado el 6 de agosto de 1991.

Puede haber sido un sitio simple basado en texto con información sobre el proyecto World Wide Web, pero esa página web fue la semilla que precedió a todos los sitios web que poblarían rápidamente el panorama digital durante las próximas tres décadas. Nos fascina contar la historia de aquella primera web en internet.

El Proyecto World Wide Web 

Los cyberpunks pueden tener fantasías acerca de que Internet es un espacio radicalmente descentralizado, de igual a igual, no jerárquico, pero la verdad es que tenemos que agradecer al gobierno por la World Wide Web. Más precisamente, tenemos que agradecer la colaboración entre múltiples gobiernos europeos en la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN). 

El Proyecto World Wide Web (WWW) en el CERN fue dirigido por el informático británico Tim Berners-Lee. Estaba tratando de resolver el problema de cómo compartir información, datos y recursos entre diferentes dispositivos en varios lugares. 

Berners-Lee propuso una solución que usaba hipertexto para conectar (o «enlazar») documentos almacenados en computadoras separadas, siempre que ambas máquinas estuvieran conectadas a una red nueva llamada Internet. Aunque su primera propuesta fue rechazada, su segunda oportunidad obtuvo el respaldo de sus managers y entró en producción.

Para convertir su visión en realidad, Berners-Lee primero tuvo que desarrollar el lenguaje de marcado de hipertexto (o HTML, el lenguaje utilizado para codificar páginas web), el protocolo de transferencia de hipertexto (o HTTP, el protocolo utilizado para obtener archivos HTML) y Localizadores uniformes de recursos (o URL, las direcciones utilizadas para acceder a una página web).

Más de 30 años después, HTML, HTTP y URL aún forman la columna vertebral de Internet que usamos hoy.

¿Cuál fue el primer sitio web?

A pesar de las opciones literalmente ilimitadas de nombres de dominio, Berners-Lee decidió lanzar el primer sitio web del mundo en una dirección tremendamente olvidable, info.cern.ch. Si bien ese dominio ahora alberga información sobre el primer sitio web, las versiones de ese sitio web todavía están disponibles para ver. 

Si alguien hubiera navegado a esa dirección en 1991, habría encontrado una maravillosa versión retro del sitio web:

Dado que es probable que la salida de computadora verde sobre negro de principios de los 90 haga girar la cabeza de los usuarios modernos de Internet, el CERN también ha creado una versión actualizada del sitio web más adecuada para los navegadores de hoy: 

Pero, ¿qué había realmente en el primer sitio web del mundo? Bueno, dado que el sitio web estaba destinado a ser el punto de partida de una enorme red de sitios web interconectados, el Internet que conocemos hoy, el primer sitio incluía instrucciones sobre cómo crear otros sitios web. 

Proporcionó recursos para que los desarrolladores entiendan HTML, HTTP y URL, y explicó cómo se pueden usar los hipervínculos para vincular al contenido. 

No había anuncios, ni imágenes, nada para vender y nada que te distrajera. Berners-Lee simplemente quería inspirar a otros a usar la tecnología que él había creado para generar espacios digitales para ellos mismos y estar más interconectados. Su único llamado a la acción fue aprender y crear. 

El crecimiento de la web y la pérdida del primer sitio web 

Berners-Lee lanzó el primer sitio web a mediados de 1991 y en 1992 se había producido un aumento del 1000% en la cantidad de sitios web. Es decir, para 1992 había diez páginas web vivas. 

En 1994, la World Wide Web realmente había cobrado cierto impulso, con más de 3000 sitios web accesibles en Internet. En este punto, era posible enumerar todos los sitios web en los directorios publicados, como una guía telefónica. 

Sin embargo, los directorios físicos se volvieron obsoletos e inconvenientes en solo un par de años. Para 1996, se habían publicado más de 2 millones de sitios web, que es cuando se lanzó Google para ayudar a la creciente base de usuarios de Internet a orientarse en el ciberespacio. 

Aquí es donde tenemos que aclararnos: la captura de pantalla de «el primer sitio web» anterior no es el sitio original que creó Berners-Lee. Con toda la emoción por el éxito y el crecimiento de su proyecto, el primer sitio web se perdió en Internet. 

Solo tenemos el ejemplo anterior gracias al trabajo de los historiadores de Internet, quienes en 2013 lanzaron un proyecto para recuperar y revivir el primer sitio web de la historia. Afortunadamente, resultó que el mismo Berners-Lee había hecho una copia de todo su sitio web original en un disquete, que luego fue rastreado y utilizado para relanzar el sitio. 

Ahora existe como una especie de exhibición en línea que cualquiera puede visitar para contemplar el pasado digital. 

Steve Jobs ayudó a crear la World Wide Web 

De acuerdo, este último subtítulo puede ser un poco engañoso ya que Steve Jobs nunca trabajó en el CERN, y mucho menos en el Proyecto WWW. Sin embargo, el creador de Apple tuvo una pequeña participación en su éxito. 

Esto se debe a que la computadora que utilizó Berners-Lee para crear y alojar el primer sitio web fue una computadora NeXT diseñada por Steve Jobs. 

Si bien puede ser sorprendente escuchar aparecer un nombre tan familiar en esta historia, vale la pena tener en cuenta que la comunidad informática temprana era relativamente pequeña. 

Todos podemos pasar nuestras vidas online hoy en día, pero cuando se lanzó el primer sitio web, los usuarios de Internet formaban parte de un club muy unido. Berners-Lee y sus contemporáneos imaginaron un futuro inimaginable para la mayoría. 

El autor

Author

Carlos Mora / @carlosmora

Carlos es un profesional del marketing digital, eCommerce y de los constructores de sitios web. Ama ayudar a crecer a empresas en línea a través de sus tips. En su tiempo libre, seguramente está cantando o practicando artes marciales.

Historias relacionadas

Deja una respuesta

Por favor, rellena los campos obligatorios.Por favor, acepta la casilla de verificación Privacidad.Llena los campos requeridos y acepta la casilla de verificación Privacidad.

Comentar

Nombre*

Email*

Thank you! Your comment has been successfully submitted. It will be approved within the next 24 hours.

¡Forma parte de Hostinger ahora!